Menú

Historia del jardín

La naturaleza al servicio del arte

París – Isla de Francia. Tullerías

Situados en el corazón de París junto al palacio del Louvre, estos jardines han soportado numerosos cambios y transformaciones desde la Edad Media hasta el siglo XX. En la actualidad forman parte de la perspectiva más amplia y extensa de París. Se inicia en el patio oeste del palacio del Louvre, pasa por el arco del Carrusel y el centro de los jardines de las Tullerías, atraviesa el obelisco de la plaza de la Concordia, los Campos Elíseos, el arco de triunfo de la Estrella y finaliza en el arco de la Defense. Estos jardines formaban parte del conjunto del palacio de las Tullerías, que fue incendiado en el año 1871. Originalmente eran de estilo renacentista, con parterres, bosquetes, laberintos, juegos de agua, grutas, etc. Con Enrique IV Claude Mollet crea un jardín al este del palacio por medio de parterres bordados. En el centro de la primera zona se sitúa el estanque circular y al final del eje central un estanque octogonal. En 1664 Andre Le Notre traza de nuevo la primera gran superficie próxima al palacio, el Gran Cuadrado. Los distintos elementos del jardín -parterres, estanques y bosquetes- se ordenan en función de ejes axiales, perpendiculares y diagonales. En 1882 desaparecen los restos del palacio y ese espacio es organizado por el arquitecto Edmond Guillaume, que traza en 1889 los jardines del Carrusel, integrándose en la perspectiva el patio del Louvre con los diseños de Pei Ieoh Ming para el Gran Louvre. En 1994 el paisajista belga Jacques Wirtz traza los nuevos jardines del Carrusel, organizados alrededor del eje central en dos cuadrados ocupados por laberintos conformados por grandes setos de trazado radiante. Los jardines empiezan a partir del arco del Carrusel, construido en 1808 por Percier y Fontaine. El primer espacio está ocupado por un gran cuadrado, que conserva aún hoy una parte importante del diseño de Le Notre, salvo los ejes diagonales que han desaparecido. Tiene en el centro un gran estanque circular y otros dos más pequeños en los lados. El eje central atraviesa una avenida de castaños para finalizar en el estanque octogonal, que está rodeado por dos rampas con forma de herradura y una verja de entrada adornada con los dos grupos ecuestres de Pegaso y Mercurio y Pegaso y la Fama que, procedentes del destruido Marly, estuvieron aquí hasta 1986, en que pasaron al Louvre y fueron sustituidos por copias de cemento. Los lados largos del jardín están delimitados por dos terrazas: la de los Feuillants al norte sobre la calle de Rivoli, y la del Borde de Agua, que domina el Sena. La decoración de los jardines con esculturas se inicia en la época de Luis XV, concretamente en el año 1719, cuando se trasladan algunos grupos escultóricos de los jardines de Marly, especialmente los dos pegasos de Antoine Coysevox (1640-1720), que estaban situados en la zona del Abrevadero. Bajo el Directorio se llevan otras obras de Marly, como el Arrotino y la Venus púdica. Con posterioridad van llegando las esculturas de Phidias, Pericles, Alexandre, y recientemente numerosas esculturas modernas, entre las que destaca el grupo de dieciocho obras de Aristide Maillol (1861-1944). Bibliografía recomendada: JARRASÉ, Dominique (2002), Lart des jardins parisiens, Paris, Parigramme. KJELLBERG, Pierre (1988), Le nouveau guide des statues de Paris, Paris, La Bibliotèque des Arts.